12.1 C
Querétaro
lunes, enero 24, 2022
HomeSaludPosiciones para dar pecho después de una cesárea

Posiciones para dar pecho después de una cesárea

El proceso después de una cesárea puede que no sea tan sencillo, ya que estarás recuperándote de una cirugía, tendrás cuidar a tu bebé y aprender cómo amamantar, en especial encontrar una posición que sea más cómoda. Debes asegurarte de mantener el peso del bebé fuera de la incisión, por lo que las posiciones tradicionales no son la mejor opción durante las primeras semanas. Entonces, ¿qué hacer?, existen algunas formas en las que es posible alimentar a tu bebé de la manera adecuada, sin que te genere demasiadas molestias y preocupaciones.

Dos de las opciones que suelen usarse y se consideran de las mejores para una lactancia materna después de un parto tipo cesárea son: posición de lactancia acostada de lado y el agarre de fútbol. Aquí te enseñamos todo.

Recuerda que, si no puedes resolver tus problemas de lactancia o todavía tienes muchas dudas por aclarar para sentirte más segura, considera la idea de comunicarte con una asesora de lactancia. Involucrar a un especialista puede ser de gran ayuda, pues en cuanto más rápido se aborde el problema, asimismo será más fácil resolverlo.

1-Posición acostada de lado

En esta posición es importante que el bebé quede muy cerca de la madre y vigilar que el pezón esté introducido en su boca. Alimentar a tu recién nacido de esta manera te permitirá obtener un mejor descanso y recuperación.

  • Todo lo que debes hacer es acostarte de lado, tu vientre contra el vientre de tu bebé.
  • Intenta colocar a tu bebé unos centímetros por debajo del pecho que está en contacto con la cama.
  • Acerca la nariz de tu bebé hacia el pezón y después sujétalo.
  • También puedes pedir ayuda para que te lleven el bebé cuando estés en la cama.

2-Posición de balón de rugby

Se llama de esta manera debido a que agarrarás al bebé de forma similar a como lo hacen los jugadores de este deporte con el balón, mientras que corren hacia adelante. Puedes lograrla en la cama con algunas almohadas en la espalda o en un sillón reclinable con espacio para los brazos, así tu bebé no descansará en el abdomen.

  • Ubica a tu bebé en un costado de tu cuerpo, debajo del brazo.
  • El vientre de tu bebé debe apuntar hacia tu cuerpo, luego permite que se pegue al pecho.
  • Debes sostener a tu hijo con el antebrazo y sujetar bien la cabeza con tu mano abierta.
  • Con la mano que está libre puedes agarrar por debajo el seno, para alinearlo con la boca del bebé.
  • Asegúrate que la areola esté bien introducida, para que no tire de ella al succionar.
  • Recuerda que las almohadas pueden ayudar apoyar al bebé contra tu cuerpo.
  • De esta manera es menos probable que cuando el bebé patee, moleste la incisión.

3-Posición reclinada 

Aunque no es tan común como las anteriores a la hora de amamantar después de la cesárea, es otra postura que puedes probar. Es relajada y si lo deseas, puedes colocar una almohada para protegerse del roce en la herida. También es posible acostar al bebé más hacia un lado, apoyado en almohadas, para que esté alejado de la zona.

  • Coloca algunas almohadas detrás de la espalda, quedando en una posición semi-reclinada.
  • Ahora apoyarás al bebé sobre tu pecho, en la dirección que desees, siempre que la parte delantera de su cuerpo esté contra el tuyo. Así no sufrirás de tensiones en el cuello o espalda, y podrás acariciarlo.

4-Posición sentada 

Si no deseas estar todo el tiempo en cama, esta es una posición que te servirá, pues estarás en un sillón.

  • Siéntate en un sillón con respaldo y coloca una almohada sobre tu regazo, para que el bebé quede a la altura del pecho. No despegues la espalda y acércalo a tu cuerpo para que esté en contacto con tu pezón.

fuente: ms

Relacionados

Últimas noticias