25.2 C
Querétaro
miércoles, julio 6, 2022
HomeNegociosFAMSA busca un fondeador que le permita seguir dando crédito a sus...

FAMSA busca un fondeador que le permita seguir dando crédito a sus clientes

Luego de dejar atrás el proceso de concurso mercantil, Grupo Famsa quiere recuperar de nuevo su participación en el mercado y volver a crecer, por lo que está buscando fondeadores que le ayuden a seguir otorgando crédito a sus clientes para comprar en sus tiendas.

FAMSA busca un fondeador que le permita seguir dando crédito a sus clientes

De acuerdo con la directora de relación con inversionistas de la compañía, Mayte Rentería, en este momento están en ejecución los mecanismos de reestructura, en donde han avanzado en la firma con algunos bancos de los nuevos contratos y están en proceso de finalizar los otros pasivos para lograr parir de una nueva operatividad.

La directiva precisó que su modelo de negocio sigue siendo la venta de bienes durables en esquemas de crédito, porque ese es el target que manejan y la segmentación del mercado al cual se dirigen, por lo que van a seguir por esa estrategia.

Estamos buscando terceros fondeadores para que nos puedan apoyar con el otorgamiento de este nuevo crédito bajo la nueva estructura de la operación”, aseguró la directora de relación con inversionistas de Famsa.

Asimismo, precisó que ya tienen pactado la errada de recursos por 600 millones de pesos para capital de trabajo como parte del convenio de concurso mercantil, pero adicionalmente recibirán líneas de comercialización para factoraje, inventario, etcétera.

Mayte Rentería precisó que por medio de Grupo Financiero Afirme recibirán diferentes líneas hasta por 900 millones de pesos, de los cuales ya recibieron 250 millones de pesos, mientras que el resto de los recursos adicionales se darán conforme a la operación de la empresa.

Luego de que los acreedores de Grupo Famsa se convirtieron en los accionistas mayoritarios de la compañía, lugar que pertenecía a la familia Garza Valdez, Rentería dijo que es positivo el haber recibido la aprobación por mayoría de ellos para poder reestructurar los pasivos de la compañía y darle vida para los siguientes años.

“Estamos tendiendo un cambio de mando en el consejo de administración, conformado por los principales acreedores bancarios, lo que les permitirá que estén inmersos en la operación de Famsa, la conozcan y puedan tomar decisiones para el nuevo rumbo”, expuso.

Y es que recientemente la compañía dio a conocer que los acreedores obtuvieron más de 402.3 millones de acciones, de las cuales 373.6 millones fueron transmitidas en propiedad y son representativas del 65.57% del capital social de la emisora, mientras que 28,638,431 fueron transmitidas en garantía.

El respecto, la directora de relación con inversionistas comentó que lo importante era buscar reestructurar los pasivos a largo plazo, bajo sus esquemas de amortización que ya están pactados, por lo que ahora la prioridad es la recepción de nuevo recursos que permitan impulsar el capital de trabajo de la compañía.

Ya que después de casi 2 años que duró su proceso y las afectaciones de la pandemia, sus operaciones están mermadas, por lo que el objetivo es recobrar la posición en el mercado, generar mayor flujo y cumplir con sus obligaciones.

Grupo Famsa dio por concluido el proceso en febrero pasado, tras la sentencia del juez para un acuerdo con acreedores y una inyección de 1,200 millones de pesos; sin embargo, se hizo una empresa más pequeña tras el cierre de sucursales y disminución de personal.

Para esto, se centró en mantener el negocio en marcha mediante el restablecimiento del fondeo de los créditos que se otorgan a sus clientes, así como en el mantenimiento de la liquidez a través de acciones e iniciativas para reducir costos y gastos de operación y administración; todo esto, ante la limitada generación de flujo de efectivo ocasionada por la disminución de ventas e ingresos.

“Nos enfocamos en lograr la máxima eficiencia en la operación de nuestra red de sucursales, para lo cual se llevó a cabo el cierre de cinco centros de distribución y de 148 tiendas en todo el país; esto llevó a tomar la difícil decisión de reestructurar la plantilla de personal en función de los nuevos niveles de operación, misma que pasó de tener un total de 16,557 empleados en junio de 2020 a 4,910 colaboradores al cierre del año 2021”, precisó en su momento.

fuente: forbes

Relacionados

Últimas noticias